Videos FAN

En estos duros momentos, es más importante que nunca compartir nuestras ilusiones y nuestro esfuerzo.
Por este motivo, ponemos a vuestra disposición una recopilación de videos que seguro aumentarán nuestra motivación.
Anímate a compartir tus experiencias con tus compañeros.
Si deseas que tu vídeo aparezca en este apartado no dudes en enviarnos el link de youtube a través del formulario de contacto.
¡MUCHA FUERZA!
TAGS:

Algunas de las principales figuras de la natación andaluza iniciarán el año participando en el Open de Cataluña, un evento que tendrá lugar a partir de este jueves en Tarrasa. Alba Vázquez (Colombino), Laura Rodríguez (Kronos Mijas) y María de Gador Luque (Inacua Málaga) formarán parte de una convocatoria de 16 deportistas (once chicas y cinco chicos) de la selección nacional España 2024. Luque está inscrita en 100 y 200 mariposa, 400 estilos y 800 libres. Vázquez competirá en 100 y 200 braza, 200 y 400 libres y 200 y 400 estilos. Rodríguez nadará por su parte en 50, 100 y 200 braza y 200 estilos.
Xavi Casademont (FAN) completará la representación andaluza al formar parte del cuerpo técnico de una selección que liderará Santi Veiga como entrenador responsable.

El nadador Álvaro López Conde (Sevilla, 17 de octubre de 1992) hizo historia hace apenas unos días al ascender a la División de Honor de la Copa de España de clubs con el Alcalá. López se convirtió en Castellón en el primer nadador con dos ascensos a la máxima categoría con dos clubs andaluces diferentes en su palmarés, pues en 2014 ya lo consiguió con el Mairena. El Alcalá subió como campeón y Álvaro López colaboró en la gesta venciendo en 400 estilos y siendo segundo en 200 estilos.

-¿Cómo vivió el ascenso a la División de Honor en Castellón?
-Bueno, como es normal con una euforia total, pues un equipo modesto del sur había conseguido colocarse entre la élite nacional a nivel de clubs. Lo viví intensamente como nadador y entrenador del Alcalá, pensando en todas las personas, no solo del Alcalá, sino de toda Andalucía que tenían puesta la fuerza en nosotros, pues sentimos su apoyo.
-¿Esperaban realmente conseguir el ascenso?
-Sabíamos que teníamos serias posibilidades de luchar por la segunda plaza desde que vimos las series iniciales, pero en este formato de competición no se puede dar por hecho nada. Como dije varias veces a mis compañeros, hasta el rabo todo es toro, tanto que pasamos de pelear la segunda plaza a luchar por la primera, impresionante.
-¿Cómo fueron esos minutos en los que terminó de resolverse el ascenso con el triunfo en el relevo 4x100 estilos?
-La verdad es que echando cuentas estábamos ya ascendidos matemáticamente. Teníamos el pastel hecho, solo nos faltaba la guinda y queríamos ponérsela siendo primeros de la Primera División, luchando con un gigante de esta competición como es el Bidasoa XXI. Fue increíble aquello, pues todos por dentro lo pensábamos, pero ninguno quería decirlo en alto. Cuando las marcas fueron oficiales saltamos y gritamos como locos.
-Para usted ha significado el segundo ascenso a División de Honor con un club andaluz, el primer nadador andaluz que lo consigue ¿Qué ha supuesto para usted lograr dicha gesta?
-Personalmente no sabía nada. Ni me lo planteé hasta que mi amigo Paco Nogales me lo dijo por un mensaje en el móvil, él siempre mas atento que yo. Es todo un orgullo pensar que he sido el primero en hacerlo. Pensándolo fríamente creo que he sido muy afortunado en mi carrera deportiva. Esta gesta no es personal, pues la he conseguido gracias a todos los compañeros que han compartido mi camino como nadador. Se podría decir que he tenido la suerte de rodearme de nadadores y amigos de un gran nivel deportivo, con los que he podido conseguir objetivos de grupo. Muchos nadadores en Andalucía no han tenido la suerte de compartir equipo con semejantes nadadores, así que mucho de lo que he sido y soy actualmente se lo debo a ellos; sin ellos a día de hoy, con 28 años, no seguiría a este nivel. Es muy común decir lo que he dicho pero lo pienso de corazón, por eso, en un deporte tan individual como la natación, es necesario tener detrás un buen grupo, un equipo que sean compañeros y luchen por objetivos comunes.
-¿Cómo compara este ascenso en relación al que logró en 2014 con el Mairena?
-Son totalmente diferentes. Han ocurrido en etapas muy diferentes de mi vida deportiva. Miro atrás y en ese instante en Mairena no era consciente de lo que conseguimos y de quienes los conseguimos. Ahora sé lo difícil que es hacerlo. Intenté transmitírselo a mis compañeros en Castellón, que disfrutaran como si fuera la última competición, porque nunca se sabe donde acabará cada uno al siguiente año y si se podrá repetir el mismo ambiente. Cada momento es irrepetible y, a veces, estás más pendiente del futuro y de lo que supondrá para el año que viene, hasta el punto de provocar que se te olvide lo realmente importante: vivir el camino del ascenso con tu equipo en ese preciso momento.
-¿Cómo ha vivido con el Alcalá todos estos meses llenos de problemas para entrenar y competir?
-Hemos tenido que adaptarnos a la época covid. Supongo que como todos los clubs en España hemos tenido que buscar cualquier hueco para juntarnos a entrenar. Somos un equipo bastante adulto y cada uno tiene sus prioridades fuera de la piscina. Hay que decir que la Copa nos ha ayudado mucho para mantenernos motivados hasta diciembre, desgraciadamente esa motivación que no han tenido el resto de clubs, por lo que podemos decir que no ha sido tan difícil llevar estos malos tiempos.
-¿Cuál es el secreto de los “espartanos” del Alcalá?
-El secreto nunca lo diremos pero si puedo decir que nosotros no nos rendimos y que aunque seamos pocos y tengamos limitaciones, no lo vamos a poner fácil. 300 espartanos se enfrentaron a 20.000 persas, por eso somos y nos llamamos espartanos, porque no nos da miedo lo aparentemente imposible. Hace tres años, esto sería una locura plantearlo.
-El entrenador jefe del Alcalá, Kiko Porcar, ha tenido evidentemente mucho que ver en el ascenso a la élite ¿Qué le ha aportado a un nadador ya veterano como usted la figura de Kiko?
-De Kiko estoy aún aprendiendo. Tengo la suerte de que trabajo codo a codo con él todos los días como entrenador. Aprendo día a día de su instinto para este deporte, de la facilidad que tiene para ver el camino limpio cuando todo el mundo lo ve enredado, como marcar un objetivo y pelearlo hasta conseguirlo a base de trabajo. Él es muy responsable de todo esto. A veces, las ideas locas se cumplen y en este caso, la idea de un entrenador que comenzó hace 15 años en un club modesto de pueblo se cumplió. Kiko es un entrenador con una tremenda experiencia en la natación, pues ha pasado por clubs emblemáticos como el Natación Sevilla o el Catalunya, con el que fue campeón de la Copa de España en aquella época, ha peleado con los mejores de España y ha entrenado con ellos. Creo que podría seguir escribiendo durante mucho tiempo de sus logros, experiencia y de lo que me puede aportar como nadador y entrenador. Espero que lo siga haciendo mucho tiempo más.
-¿Qué aspiraciones tiene ahora hasta el final de la temporada?
-Como dije antes, el Álvaro versión 2.8 de ahora ha cambiado mucho de la versión 2.2 de 2014. Ahora intento disfrutar de la natación de otra manera, a otro nivel. Afortunadamente uso mi experiencia para sacarme el máximo partido en mis pruebas, aunque sean exigentes, para ayudar a mi club. Puedo decir que este deporte me encanta, me apasiona e intentaré estar en él hasta que me lo permitan mis piernas y mis brazos.
-¿Qué es lo que sigue motivando para seguir entrenando día a día y competir cada temporada?
-El grupo es lo que me motiva en el día a día, aunque no pueda estar siempre con ellos por mi trabajo. Me gusta saber que tengo compañeros de tanto nivel deportivo y que juntos podemos conseguir cosas como lo que hicimos en Castellón. Me entristece si pienso que en algún momento la natación podría dejar de ser parte de mi vida, por eso siempre acabo empezando una temporada más.
-El lema #DeEstoSeSaleNadando que se creó para animar a los clubs andaluces a superar los problemas de la pandemia lo han hecho realidad ustedes como ninguno. ¿Qué le diría a los nadadores y sus clubs que siguen teniendo problemas para entrenar?
-Que no desistan. Es una época muy dura la que nos ha tocado vivir a todos, pero son eso, épocas. Ojalá ya mismo estemos todos como nos gusta en la piscina, nadando y entrenando todos los días sin restricciones. Hay que pensar que esto es una carrera de fondo y que hay que aguantar cuando todo se pone cuesta arriba. Luego miraremos atrás y pensaremos que todo valió la pena: mucho ánimo y fuerza para todos.

El club Inacua Málaga obtuvo el título en el Campeonato de Andalucía de natación en larga distancia, una cita que cada club ha disputado en su provincia para cumplir con las normas sanitarias de la Junta de Andalucía. El evento ha batido su récord de participación al reunir a 277 nadadores (156 chicos y 121 chicas) de 28 clubs, superando el anterior récord de 169, vigente desde la pasada edición. El Inacua Málaga se proclamó campeón al sumar 98 puntos, por lo que aventajó en tres al Navial (95) y en 19 al Churriana (79), los dos siguientes en la clasificación.
Pablo Vargas (Natación Córdoba, 22.47.18) y María de Gador Luque (Inacua Málaga, 23.39.30) consiguieron los mejores tiempos en el 2.000 metros infantil. Los mejores cronos en el 3.000 júnior y sénior fueron para Ángel de Oña (Inacua Málaga) y Gabriela Martín (Churriana) con sendas marcas de 31.39.50 y 34.52.72, respectivamente.
Durante este campeonato fueron batidas cuatro mejores marcas territoriales en piscina de 25 metros. Carlos Garach (Churriana) rebajó los topes de 16 años en 2.000 (21.21.72) y 3.000 metros (32.13.95). Guillermo Aragón (Natación Córdoba) superó la mejor marca de 15 años del 3.000 (33.20.52) y su compañero de club Iker Cantillo hizo lo propio en el 2.000 de 13 años (22.57.64).

El CN Alcalá lo ha conseguido. Este club hispalense ha regalado toda una gesta a la natación andaluza al ascender por la puerta grande a la División de Honor masculina de la Copa de España de clubs de natación. Los nadadores que ha dirigido Kiko Porcar se han proclamado campeones de la competición en Castellón al sumar 552 puntos, por lo que han aventajado en 25 al segundo, el Bidasoa XXI (527), y en 62,5 al tercero, el Ferca San José (487,50). Por tanto han sido el Alcalá y el Bidasoa XXI los conjuntos que se han ganado una plaza en la División de Honor de la próxima temporada.
El Alcalá es el tercer club andaluz que consigue una plaza en la máxima categoría tras el Churriana femenino, que subió en los años 2013 y 2016, y el Mairena, que ascendió en 2014 con el conjunto masculino y en 2015 con el femenino. La entidad sevillana es además la segunda andaluza que se gana un puesto en la élite siendo campeona de Primera, pues antes solo lo había conseguido el Mairena masculino en 2014.
El ascenso del Alcalá ha llegado cuando más hacía falta, en la recta final de un año tan complicado para toda la natación andaluza por la pandemia del covid-19, lo que demuestra que con ilusión y esfuerzo es posible hacer realidad casi cualquier sueño. El lema #DeEstoSeSaleNadando, que promovió la Federación Andaluza para animar a los clubs a salir adelante, lo ha hecho suyo como ninguno el Alcalá. Brazada a brazada, día a día y entrenamiento a entrenamiento han trabajado estos nadadores como unos espartanos hasta hacer realidad su sueño.
Esta gesta ha tenido lugar solo 13 días después de cumplirse 25 años desde la participación de los primeros clubs de Andalucía en la Copa de España de clubs, por lo que ha servido también para rendirles el mejor homenaje a todos los que han participado en alguna ocasión. Para el Alcalá ha sido su segundo título y ascenso consecutivo en la Copa de España, pues el pasado año se proclamó vencedor de la Copa de Segunda.
El Alcalá ha logrado cuatro victorias y seis segundos puestos a lo largo de la competición. Los triunfos los han conseguido Francisco Javier Chacón (200 estilos y 200 mariposa), Álvaro López (400 estilos) y el relevo 4x100 estilos que han formado el propio Chacón, junto a Diogo Santos, Marcos Jesús Gómez y Juan Salvador Durán. Además han sido segundos Álvaro López (200 estilos), Alejandro Rueda (50 espalda), Marcos Jesús Gómez (50 y 100 braza) y los relevos 4x200 libres y 4x50 estilos compuestos por Juan Salvador Durán, Juan Pablo Marín, Diogo Santos, Francisco Javier Chacón y Marcos Jesús Gómez. Leonardo Donoso, Jesús Galindo, Jorge Pérez y Santiago Vilches han completado el bloque del Alcalá presente en Castellón.
El Alcalá se ha permitido el lujo de copar las dos primeras posiciones en 200 estilos con Francisco Javier Chacón en la primera posición y Álvaro López en la segunda.
Álvaro López ha pasado a ser el primer nadador de la historia que logra ascender a la División de Honor con dos clubs andaluces diferentes, pues ya subió a la máxima categoría en 2014 con el Mairena, toda una hazaña sin duda para este veterano de 28 años.

La Federación Andaluza de natación no para ni en las fiestas navideñas. Por ello ha organizado la primera edición del Campeonato de Navidad FAN de natación para las categorías infantil, júnior y absoluta. Ofrecer una competición diferente a sus deportistas en estos días es el objetivo. Esta nueva actividad la va a disputar cada club en su provincia y tienen de plazo hasta el día 30 de este mes para participar en ella. Los clubs de Cádiz ya han competido y está prevista también su celebración en Málaga (día 26), Almería, Córdoba, Jaén y Sevilla (27) y Granada (28).
En el campeonato navideño tienen los nadadores la opción de disputar varias de las pruebas tradicionales, junto a otras como 50 y 100 pies del estilo que elijan. En total son 20 las pruebas que ofrece un programa de competición que está dividido en dos sesiones.

La empresa 226ERS Sport Nutrition ha colaborado en esta competición aportando regalos para todos los premiados. 226ERS es una empresa de material y nutrición deportiva de ámbito nacional.

Los Premios Andalucía de los Deportes del 2019, que entrega anualmente la Junta de Andalucía, reconocieron los méritos de dos nadadoras andaluzas, la onubense Alba Vázquez (Colombino) y la sevillana Paula García (Sincro Sevilla). La gala se celebró en esta ocasión de manera virtual pero cumplió con el deber de honrar a los mejores del deporte andaluz en 2019. Vázquez fue galardonada con el premio a la Mejor Promesa Femenina y García en una nueva categoría, denominada Deportista con Mejor Expediente Académico, que pretende potenciar la conciliación entre la práctica deportiva y la educativa en el sistema deportivo andaluz.
Alba Vázquez fue una de las grandes figuras de la natación española del 2019, gracias a los éxitos que acumuló a lo largo de un verano para la historia. Primero obtuvo el título europeo júnior de 400 estilos en Kazán. Posteriormente ganó un oro en 400 estilos y una plata en 200 estilos en el Mundial júnior en Budapest. El título de 400 estilos lo consiguió además batiendo el récord del mundo de la categoría, una gesta inédita hasta entonces en toda la historia de la natación española, pues ninguno de los nadadores españoles que lograron un oro en el Mundial júnior hasta ese momento –Mireia Belmonte y Hugo González entre ellos- fueron capaces de vencer en un mundial júnior batiendo al mismo tiempo el tope universal de esa edad. En Budapest venció con 4.38.53, una marca con la que rebajó en 48 centésimas el anterior récord júnior y con el que igualó la mínima olímpica que tendrá que hacer en 2021 para debutar como olímpica en Tokio.
Paula García logró tres medallas en el Campeonatos de Europa júnior de natación artística de Praga, con una plata en combo y dos bronces en equipo técnico y equipo libre, respectivamente. Asimismo destacó por su brillante expediente académico, obteniendo una media de 8,8 en Primero de Bachillerato.
El resto de los premios de la gala fueron a parar a los jugadores de pádel Paquito Navarro y Juan Lebrón y las jugadoras de balonmano Soledad López, Jenifer Gutiérrez y Marta López (Mejores Deportistas), el Granada CF y el Balonmano Playa Panduro Almería (Mejores Equipos), los jugadores de fútbol sala para sordos José Sandalio, Luis Fernando Velasco, Antonio Pozo, Daniel Alcaraz, Francisco Miguel Cabello y la atleta Blanca Betanzos (Mejores Deportistas con Discapacidad), el triatleta Igor Bellido (Mejor Promesa Masculina), el Real Betis (Mejor Gestor), la Real Federación Andaluza de fútbol (Mejor iniciativa de prevención y lucha contra la violencia, racismo, xenofobia, intolerancia y actitudes o comportamientos sexistas en el deporte) y la exjudoca Mary Shaw (Mención Especial del Jurado).

Patrocinadores

Colaboradores

Institucionales