Diego Rojas: "Cada año que compito me doy cuenta de como aumenta la calidad y cantidad de los másters"

El nadador Diego Rojas (Pineda) fue uno de los andaluces más destacados en el Europeo máster de Eslovenia al conseguir cinco medallas en la categoría de 65-69 años (oro en 200 y 400 libres, plata en 100 y 200 espalda y bronce en 100 libres). Rojas es uno de los pioneros de la natación andaluza, pues en los años 70 del pasado siglo logró incluso varios títulos nacionales absolutos.

-¿Cómo analiza los resultados que consiguió en el Europeo máster?

-Fui a Eslovenia con dudas sobre los resultados de las competiciones. No pude nadar durante 45 días y perdí totalmente la forma, pues obtuve unos resultados cortos en los campeonatos de Andalucía y de España. Pero en verano, a petición del club Pineda, el Círculo Mercantil de Sevilla nos dejó nadar en su maravillosa piscina de 50 metros y conseguimos recuperarnos. Lógicamente estoy contento con los resultados al conseguir 5 medallas en 5 pruebas que no está mal.

-¿Se esperaba que los andaluces ganaran tantas medallas en Eslovenia?

-Me ha sorprendido gratamente. Yo esperaba los resultados de Joaquín Canales, que es el valor más seguro de los máster andaluces. La natación femenina andaluza máster es cada vez más seria y la actuación de ellas ha sido magnífica.

-¿Qué opina sobre la evolución en la participación que han experimentado las competiciones máster andaluzas en las últimas temporadas?

-Yo no puedo competir todos los años por falta de tiempo y porque no me gusta ser competitivo a mi edad, si no hay un trabajo y una preparación medianamente seria antes de las pruebas, pero cada año que compito me doy cuenta de como aumenta la calidad y la cantidad de los nadadores máster. Tenemos al mejor club de España y a una gran cantidad que consiguen hacerle sombra en muchos campeonatos.

-¿Cómo se las apaña un nadador máster para entrenar y llevar al mismo tiempo el resto de su vida?

-Cuando le dedicas tiempo a entrenar, se lo tienes que quitar a otra actividad o al sueño. Pero “sarna con gusto no pica”. Yo soy empresario y tengo muy poco tiempo, por lo que solo puedo entrenar en serio algunos años, pero aunque no entrene, nunca he dejado de practicar deportes al menos tres días en semana.

-Usted es uno de los primeros nadadores de clubs andaluces que subió al podio en un campeonato nacional absoluto ¿Tanto ha cambiado la natación de ahora con la de entonces en Andalucía?

-Cuando yo nadaba en la categoría absoluta no había piscinas cubiertas en toda Andalucía. Yo hasta los 16 años en verano nadaba y en invierno entrenaba con los remeros del Círculo de Labradores de Sevilla. Algunos afortunados fuimos becados en un centro de alto rendimiento -Residencia Blume- y conseguimos estar entre los mejores de España, pues hace 44 años hacía 1.55 en 200 libres, que en aquella época era una marca con la que conseguí el trofeo al mejor nadador de los campeonatos de España absolutos. Pero en Andalucía no pasábamos nunca de los 6 nadadores de finales en los campeonatos de España.

Ahora hay multitud de piscinas cubiertas y están todas con un alto grado de ocupación. No solo los nadadores de competición, que son magníficos, lo que más me llama la atención es esa gran cantidad de aficionados que practican encantados nuestro deporte. En mi época, cuando los nadadores corríamos por la calle, nos trataban de locos. Ahora, no solo se considera “normal”, sino que se les aplaude y valora.

ACORDA 2

 

asamb general

transparencia

 

otro lado depor

 

otro lado depor

 

formacion

 

hotel

 

tienda

 

blog

 

Sistema intranet RFEN